martes, 19 de enero de 2016

INQUINOSA, INFORME ESCALOFRIANTE

El autor de este reportaje es un joven investigador  catalán que no desea hacer público su nombre.
En 1973 se constituyó Industrias Químicas de Noroeste (INQUINOSA). En 1975 comenzó su producción de lindano, en Sabiñánigo, una pequeña localidad  industrial de Aragón. Esta empresa a  la larga provocará uno de los mayores casos por contaminación química del mundo. ¿Pero antes de todo, que es el lindano?
El lindano es un pesticida que fue utilizado en gran medida en cultivos y en el ámbito farmacológico. Es un compuesto muy contaminante en el medio ambiente, y también muy cancerígeno que puede afectar severamente a la salud de los seres vivos. Por otra parte, el lindano es un isómero del HCH, y todos los otros isómero del HCH, alrededor del 85-90 %, no tienen   ninguna utilidad y son los residuos.

INQUINOSA fue autorizada a abrir con las siguientes condiciones:
 1. No se podía instalar la fábrica a menos de 2 km de una zona urbana.
2. No se podía ubicar la fábrica a menos de 1000 m de una corriente de agua.
3. Se debían depurar las aguas residuales de la fábrica.
4. No se podían generar ningún tipo de residuos. 

Ninguna de estas condiciones se cumplió. La fábrica está situada delante del embalse de Sabiñánigo, en el río Gállego, y en medio de Sabiñánigo. Tampoco se depuraron las aguas residuales hasta 1986 y evidentemente, vertieron todo lo que quisieron.
Cuando se puso en marcha la fábrica, todos los peces del embalse murieron. Habían días que el ambiente era casi irrespirable. Se necesitaban más de 2000 toneladas de materia prima para sacar 100 toneladas de lindano. Salía rentable, debido a que el lindano se vendía a muy alto precio.
INQUINOSA vertió en diferentes puntos, un campo, un barranco, la carretera Zaragoza Bilbao, en Navarra, por Jaca, en un pozo de gas a 400  metros de donde Sabiñánigo coge agua… Más adelante el ayuntamiento les autorizó, saltándose la legalidad vigente de entonces, verter en dos vertederos, el de Sardas y el de Bailín. En total se llegaron a lanzar entre 115.000 y 160.000 toneladas de residuos puros.

Tras una muy dura lucha por parte de los ecologistas, en 1989 la UE comunicó al gobierno que si INQUINOSA no cesaba su producción, España no podría vender ningún producto cultivado en toda la Confederación Hidrográfica del Ebro. Así el gobierno aragonés “prohibió” a INQUINOSA seguir la producción de lindano y los vertidos, aunque dicha prohibición no se hizo efectiva hasta 1992.  Además instalaron una planta de cracking térmico para seguir con la elaboración de lindano que descomponía los residuos, pero liberaba dioxinas, la substancia más cancerígena del mundo con la que se puede hacer el napalm, utilizado en la guerra de Vietnam. La DGA no permitió que funcionara durante mucho tiempo. 
Cuartero y Herboso, Director de fábrica y Director General de INQUINOSA

En 1997 INQUINOSA contrató a Miguel Gilaranz, un falso ecologista (Los Verdes Europeos),  para denunciar a todas las otras empresas de Sabiñánigo y contraatacar por la falta de apoyos y envidia, pero fue desenmascarado por un ecologista de Sabiñánigo, Jesús Vallés, fundador de ADEPA. 

Jesús Herboso, el director gerente de INQUINOSA, compró la empresa en 1997 para seguir produciendo lindano en Rumanía. Él, ha cargado con todas las denuncias y multas por valor de 20 millones, que aún no ha pagado. Los verdaderos responsables y propietarios eran unos madrileños que se escabulleron cuando aparecieron los problemas.
En 1996 se aislaron superficialmente los dos vertederos. Durante ochos años a penas se hizo algo. En 2004 decidieron empezar a investigar a raíz de la detección del DNAPL, un residuo líquido que se había filtrado en el subsuelo. Por cada litro de DNAPL se pueden contaminar 1.000.000.000 de litros, y en total hay unas 5000 toneladas de este residuo. Este producto pone en grave riesgo  el río Gállego.
Se empezó a extraer el DNAPL en Sardas y Bailín. En 2014 se procedió al desmantelamiento del vertedero de Bailín a una nueva celda de seguridad, para poder extraer más DNAPL y a la vez dar un aislamiento a los residuos. Se movieron 464.000 toneladas. Debido a las abundantes lluvias y el incumplimiento de ciertos protocolos en el traslado, el río quedó contaminado. Tras las obras, el nuevo vertedero durará unos 25 años.
La contaminación del Gállego generó un revuelo político sin precedentes en Aragón, con más de 40.000 afectados que estuvieron utilizando agua contaminada durante dos meses sin saberlo.
Actualmente la fábrica esta vandalizada y abandonada, y todo el subsuelo está muy contaminado. 


Respecto al pantano de Sabiñánigo, el 78 % de la capacidad del embalse está colmatado con lodos contaminados. Se debería descontaminar a pantano seco, lo que supondría el desvío del río y una ingente cantidad de dinero.
Conclusión: este es un gravísimo caso de contaminación donde son culpables los que contaminaron y los que permitieron contaminar. INQUINOSA sabían perfectamente que su actividad industrial acabaría generando unos terribles problemas de contaminación, pero no les importó por el dinero que generaba la empresa. A la larga este dinero ha salido muy caro para todos los ciudadanos. Ya se han gastado 79 millones, pero se debe invertir mucho más si se quiere acabar con el problema.
Cada vez que el hombre desarrolla algo nuevo, no tiene en cuenta sus consecuencias, como por ejemplo el uso descontrolado de la radiación, y sin duda el lindano. Tan solo reacciona cuando tiene el problema encima. En el caso de INQUINOSA, tan solo se cerró la fábrica cuando ya era más que evidente que había contaminado Sabiñánigo.
Quiero concluir con la siguiente frase de un indio californiano: “cuando el último árbol sea cortado, cuando el último río sea contaminado, se darán cuenta que el dinero no se come”. 


ARAGÓN TELEVISIÓN EMITE UN VÍDEO SOBRE EL LINDANO Y APROVECHA PARA LAVAR LA IMAGEN DEL SOCIALISTA ANTONIO CALVO.
http://alacarta.aragontelevision.es/programas/unidad-movil/

No es la primera vez que el PSOE de Aragón utiliza la televisión de Aragón para lavar la imagen de los "socialistas" de Aragón. En el minuto 34 de este bien realizado vídeo, el presentador afirma que "Antonio Calvo fue el alcalde que se encargó de cerrar la fábrica de INQUINOSA en Sabiñánigo"
Recordemos que Antonio Calvo denunció al activista de ADEPA Jesús Pardo por saltar la valla del vertedero para tomar muestras de los residuos. Miguel Godía, miembro del PSOE y gobernador civil de la provincia de Huesca, denunció ante la fiscalía provincial las actividades de ADEPA por si pudieran ser constitutivas de delito. Recordemos también que, con ocasión de la concesión de un premio nacional a la organización ADEPA, se "averió misteriosamente" la señal de televisión en el norte de la provincia de Huesca, silenciándose así esta merecida distinción.




LLEGA EL INVIERNO, ES TIEMPO DE RAQUETAS.
CERRO CANALES 2.143 m
Jesús (Lérida) y Toño (Sabiñánigo)


Toño, Panchita y Jesús. Detrás arrecia la tempestad.


¡Allá vamos!


¡Ya era hora! ha nevado y hace frío. Hemos salido de Acumuer, a 1.131 m. La capa de nieve comienza a 1.700. Tenemos casi cuatro horas hasta la cumbre. Toño Rapún y Jesús Aguado (Lérida)

Al norte el huracán azota las cumbres. Canales, Valposata y Peña Telera.

Panchita se encoge. El viento la acobarda a nuestra perrita "can de chira"

Al este se perfila el elegante cerro Burrambalo, 2.135 m

Ya estamos en la cumbre y vamos a descender. El viento arrecia y comienza a nevar.


Contentos los chicos.

Acumuer. Toño Rapún, alias "perráz" y también "hipotenuso"


No hay comentarios:

Publicar un comentario